Los Gatos Guerreros Wiki
Advertisement
Aviso.png Este artículo es un esbozo. Puedes ayudar en Los Gatos Guerreros Wiki expandiéndolo. Aviso.png

Un tunneler es un gato adulto, únicamente del Clan del Viento que limpia y memoriza los caminos de los túneles para poder viajar y desplazarse por ellos.

Descripción

El papel de un tunneler es considerado especial entre los miembros del Clan de Viento, y generalmente se suele pelear por él. La construcción de los túneles era una de las habilidades más apreciadas entre el clan, porque era fácil perderse en la oscuridad y desaparecer para siempre por un agujero sin fondo. Estas habilidades "oscuras y secretas" eran temidas y respetadas por los compañeros de clan de los tunnelers, así como por los otros clanes.
Los tunnelers fueron entrenados para limpiar los pasadizos y memorizar la telaraña de caminos que se abrían bajo tierra. Algunos de pasillos que memorizaban eran los que conducían hacia los territorios de los otros clanes, dando un medio secreto para acceder (o escapar) de la tierra de otro clan. La salida siempre se ocultó cuidadosamente entre helechos y ramas, y cualquier rastro del aroma de los túneles se borró con la piel de un conejo muerto.
Los tunnelers se acostumbraron tanto a trabajar en la oscuridad de los túneles que prácticamente perdieron la visión del día y se tornaron torpes y nerviosos en la superficie. Pero una vez dentro de sus túneles, podían correr tan rápido como cualquier otro guerrero del Clan del Viento, usando el olfato, el tacto y el sonido para navegar por el subsuelo de todo el bosque.
Con el tiempo aprendieron a dejar un rastro de olor claro, marcado como un borde, para poder encontrar una salida. Cuando los clanes se establecieron en el lago una vez destruido el antiguo bosque, la habilidad de los túneles fue abandonada. Los guerreros veterano declararon que no había túneles allí, y que todos los gatos deberían ser entrenados para cazar y luchar sobre la superficie a partir de ahora.

Entrenamiento

El entrenamiento para convertirse en un tunneler tomaba el doble de tiempo que entrenar para convertirse en un guerrero, además de que era el más peligroso, podía traer heridas y muertes. Los gatos más expertos les enseñaban una pocas reglas a los más jóvenes para que pudieran sobrevivir las primeras lunas bajo la tierra.
Este entrenamiento permitiría a los aprendices aprender a dejar un rastro de olor claro, muy parecido a marcar un borde, para poder salir de los túneles. Los Tunnelers también aprendían a reconocer el olor de los animales subterráneos y a no cazarlos, ya que ningún gato quería terminar en una madriguera de zorros, y los conejos que se veían acorralados a podían romper les las costillas con sus patas traseras.
Después de lunas de entrenamiento, los tunnelers podían empezar a imaginar una ruta por encima de la superficie, para poder seguir dónde estaban en la oscuridad. Esta habilidad fue probablemente la más apreciada, ya que era fácil perderse entre la oscuridad de los túneles y desaparecer en un agujero sin fondo. Los demás miembros del clan y otros clanes temían y respetaban las habilidades aprendidas bajo la superficie.

Referencias y citaciones

Advertisement